viernes, 2 de septiembre de 2016

El post del viernes: modas chungas de los años 90 (todas fuimos bakaladeras)


He visto este post en la web Weloversize y no he podido resistirme a escribir sobre este tema. A finales de lo 90 pasé una parte de mi adolescencia, sobre todo los años en los que las chicas tenemos el pavo subido. Y sí, mirando atrás, lo que creía glamouroso lo veo ahora como una horterada! Allá vamos:

Pantalones de corchetes para ir a clase. Así, rollo chándal-streapper. Pero confesar que iba al insti con ropa de deporte aunque no tuviéramos asignatura de gimnasia ese día no es lo peor de todo esto. No. Sino que tenía sólo unos pantalones originales de marca Adidas, y los demás eran imitaciones baratas compradas en el rastro. La foto es del blog: Glamour to Kitsch.


Botorras Mustang.  Según mi madre: ortopédicas. Y razón no le faltaba porque veo fotos y sí, son horrendas. Por no hablar de lo que pesaban, madre mía, tremenda plataforma. Esta moda no era exclusiva de las chonis, ¿eh? Fueras niña pija o poligonera tanto los corchetes para ir a gimnasia como la marca Mustang estaba bastante extendida en las provincias.


Zapatillas Converse de plataforma. Reconozco que esta moda sí era un poco fashion-kinki. Pero a mí me encantaban. El problema es que las compré blancas, y al cabo de unas cuantas horas ya estaban casi negras jaja.



Los vaqueros de talle bajo (opcional hilo dental de tanga asomando). Sí, disimulan muy bien el culo y las caderas, ¡pero hacía que tus piernas parecieran más cortas que la picha de un virus! Nada que un buen par de plataformas no pudiera solucionar jajaja. Bonnus track: vaqueros talle bajo, pata de elefante, triángulo del tanga asomando (flúor).




Palabras de honor de lycra con manguitos 100% diseño Bershka/ chaquetitas tipo boleros. Cuánto daño hizo el personaje de Valle en Compañeros, pardiez. Sí, huelga decir que imitaba todos sus looks. Hasta lo de ir sin suje (total, no me hacía falta). Valle era uno de mis grandes referentes de la moda, toda una IT Girl de finales de los 90. ¡Qué horror! Esos tops petados de lycra, combinados con las botazas, las chaquetitas toreras, el tanga flúor y los vaqueros chabacanos de más arriba ¡eran el dress code perfecto para asistir al botellón en el parking de moda!



Mechones decolorados en el frontal: moda intrínsecamente relacionada con el mismo personaje, Valle, y que se extendió como la pólvora entre las teenagers de finales de los 90. Sí, ¡confieso! ¡También he llevado esos terribles mechones (cuando tenía pelo)! ¡Y no sólo eso! Quimi era uno de mis mitos eróticos de la época, fantaseaba con que era mi compañero de clase, me invitaba a ir al cine a la sesión de las diez y me daba mi primer morreo, ¡ay, bendita adolescencia! ¿Quién la pillara?





No hay comentarios:

Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin