martes, 6 de septiembre de 2016

7 trucos para alargar la vida útil de una peluca sintética!

Las pelucas sintéticas, sobre todo de cara a un tratamiento de quimioterapia (pelucas oncológicas de fibra sintética, vaya) son todo ventajas: no tienes que molestarte en peinarlas, ni requieren lavados semanales, ni debes preocuparte de si el tinte, con el paso del tiempo, se oxida y pierde color. Además, la ciencia ha avanzado mucho y hoy en día el cabello artificial es cada vez más "similar" en tacto y movimiento al natural.

Pero, por supuesto, tiene una gran desventaja: y es que el cabello sintético, cuando es medio o largo (roza) te va a durar mucho menos tiempo en buenas condiciones que una peluca de pelo natural. Honestamente: te gastes 50 euros o te gastes 150 en una peluca de fibra sintética, te va a durar un promedio de 4-6 meses, depende de las horas de desgaste al día. Si sólo la necesitas puntualmente para salir de casa, o llevas un estilismo de pelo cortito ¡fenomenal! Pero si deseas hacer vida con la peluca 24x7, es preferible que uses peluca de cabello natural.

Pero, si tienes una peluca de pelo sintético y deseas que te dure lo máximo posible, ¿cómo hacerlo? Aquí siete trucos para que no tengas que gastar dinero en comprar pelucas más de lo estrictamente necesario:

1) Si quieres que tu peluca sintética dure lo máximo: evita las medias melenas y las melenas largas. Que no roce con tus hombros, ni con tu ropa. Un estilosmo corto o ultra corto es lo idóneo para que la fibra esté en buenas condiciones.
2 ) De cara al otoño / invierno, si te pones peluca sintética que pase del cuello: no uses bufandas / cuellos de lana o de textura lanosa, para evitar más fricción. Tampoco pongas un gorro o pañuelo encima de la peluca. Si tienes frío, usa un cap de nylon e incluso un gorro finito por debajo, pero no pongas nada sobre ella. 
3) No duermas con la peluca ni estés en casa con ella puesta más de lo estrictamente necesario si quieres que dure lo máximo posible. Entendemos que a veces lo importante es que tú estés cómoda y a gusto con tu imagen: si deseas llevarla todo el día es perfecto, son productos cómodos y ligeros, pero es cierto que te durará menos.
4) No es necesario que la cepilles a diario si es un estilismo medio o corto, con hacerlo dos o tres veces por semana basta. Ten en cuenta que la fibra sintética no tiene cutículas por lo que difícilmente se enreda (y si se enreda es porque roza, y si no roza es una gran ventaja).
5) Cuando la tengas que lavar (cada 3-4 semanas en otoño invierno y cada 2-3 semanas en primavera verano), no frotes los mechones. Simplemente sumerge la peluca en agua tibia con champú neutro y deja en remojo durante 5-10 minutos. Puedes frotar, muy suavemente y con las yemas de tus dedos, sólo el interior que está en contacto con tu cabeza y haya podido ensuciarse de sudor, maquillaje o grasa.
6) Aclara con agua tibia y aplica un poco de mascarilla suavizante específica para fibra sintética.Este producto especial marca la diferencia pues suaviza la fibra y genera una capa protectora. Para un mejor efecto, no la aclares. 
7) Deja que seque al natural, a poder ser durante toda la noche, en su cabezal o en su percha porta pelucas. Aunque hay pelucas de fibra sintética que aguantan perfectamente hasta 180 grados de calor, no significa que sea lo mejor para ella. Las prisas no son buenas consejeras, antes que lavarla y echar mano del secador para poder llevarla puesta deprisa y corriendo, planifica un día que estés tranquila en casa (por ejemplo fin de semana) y que no vayas a necesitarla YA, CON ANSIA VIVAAAA.

No hay comentarios:

Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin