jueves, 31 de diciembre de 2015

Los 10 artículos más leídos de 2015 en el blog de alopecia femenina

vanunasrisas.blogspot.com.es
Nunca antes había hecho un ranking de los posts o artículos que han suscitado mayor interés entre mis lectores y lectoras (paradójicamente el 54% de los visitantes son chicos).

En noviembre de 2015 este santo blog ha cumplido siete añitos, así que estoy ya casi en la edad de hacer uso de razón. Espero poder innovar y traer cositas interesantes en 2016,  y trataré de actualizar más!

Estos son los temas más visitados por orden de clicks, y sí, la entrada de la tarta lo ha petado este año. Por lo que he podido averiguar, alguien lo compartió en sus redes sociales y se viralizó un poco.

1) Receta tarta de chocolate con alubias (6.11.2015)
2) Dime cómo es tu remolino y te digo si eres zurda o diestra (13.8.2015)
3) 7 Factores de riesgo de padecer alopecia femenina según un estudio (22.7.2015)
4) Nuevas opciones farmacológicas o avances para la alopecia femenina (21.7.2015)
5) Fibras capilares vegetales vs fibras capilares sintéticas, ¿qué elegir? (12 .5.2015)
6) Ondas californianas / surferas permanentes, ¿se pueden hacer?  (9.5.2015)
7) Champús dermocalmantes para cuero cabelludo sensible (20.4.2015). 
8) Me he puesto extesiones de pestañas (técnica japonesa) (17.2.2015)
9) ¿El minoxidil produce efecto rebote al dejar de usarlo? (4.2.2015).
10) Foliculitis decalvante, causas y tratamientos (29.1.2015)

Seguro que os habéis dado cuenta de un importante detalle. La clasificación de los posts es por número de visitas pero también está en perfecto orden cronológico. Esto tiene una explicación. Normalmente los blogs que se actualizan con asiduidad, generan contenidos propios y en mayor o menor medida interesantes, mejoran su pocicionamiento orgánico con el paso del tiempo. Por lo tanto, si por ejemplo en enero tienes 10.000 visitantes únicos, en diciembre de ese mismo año esa cifra tiene que haber crecido, ¡de lo contrario es que no lo estás haciendo bien! Lógicamente un artículo publicado en enero no va a tener tantas visitas como uno de noviembre, ya que la afluencia de usuarios era matemáticamente menor, y Google que te daba menos importancia a la hora de posicionar tus artículos respecto a otras webs. Además, el buscador no sólo valora los contenidos originales sino también que sean recientes o al menos que estén actualizados.

Por supuesto hay posts de 2012 (e incluso anteriores) que les dan mil vueltas en visitas a todos los posts de 2015 juntos, pero no los he incluido porque, aunque sigan recibiendo visitantes nuevos a fecha de hoy, no cuentan como contenido generado en este año.

Pues nada, oficialmente en el blog de alopecia femenina el post con más éxito de todo 2015 es la receta de una tarta de chocolate... En fin, ¡feliz año 2016!



martes, 29 de diciembre de 2015

Seis meses tomando DIM: mi experiencia

Holi.

Hace ya seis meses (quizá un pelín más), que tomo DIM a diario, muy disciplinada. Hace poco más de un mes subí la dosis de 200mg a 300mg al día, aunque no siempre me tomo las tres cápsulas, algunas veces sólo 2. Probablemente la bajaré otra vez porque es un suplemento un poco caro. En el bote recomiendan de 2 a 4 comprimidos diarios (de 200 a 400 mg). Hace unas tres o cuatro semanas he incorporado cúrcuma a la ecuación (2 gr), se trata de un antioxidante muy potente que además reduce los niveles de histamina. No sé si será casualidad (me imagino) pero no he necesitado el spray que me recetó el médico para la rinitis alérgica desde el día 23, y estamos a 29 de diciembre. No he tenido síntomas. Bien es cierto que he pasado tres días fuera de Madrid con la familia, no tienen gatos pero perro sí. Y yo en casa tengo tanto perros como gatos, por lo que he estado expuesta a los mismos alérgenos en mayor o menor medida. Otra opción es que los efectos acumulativos de este medicamento duren hasta una semana sin necesidad de otra dosis, no tengo mucha idea de farmacodinámica. Normalmente es al contrario, cuanto menos lo uses, menos efectos notarás. Al menos esto sucede con los antibióticos.

¿Qué es el DIM? Para los que os incorporéis a estas alturas de la película, lo explico en este post. Se trata de un inhibidor (natural) de estrógenos, a partir de extractos de crucíferas (coles, como el brócoli o la coliflor). ¿Para quién o quiénes está indicado este suplemento nutricional, que no fármaco? Pues para hombres que quieran evitar en mayor o menor medida feminizarse (si toman finasteride, dutasteride etc), y para las mujeres con los niveles de estrógenos altos. Creo que podría ser efectivo para el tema de las alergias (sobre todo las crónicas). En este otro post trato de explicar que un alto nivel de estrógenos se transforma en un exceso de histamina.  


Antes que nada, me gustaría hacer un inciso. Siempre me ha fascinado el tema de las plantas medicinales, he investigado mucho. Mi ilusión era tener un herbolario. En mi familia política, casi todos tienen formación sanitaria (farmacéuticos, médicos, enfermería etc). A mi pareja le dio por la ingeniería, es la oveja negra. Les parece interesante hablar sobre todas las yerbas que me tomo y por qué. No obstante hay algo que me dijeron y tienen toda la razón. Igual que un año la cosecha de uva (vino) o de naranjas se puede ir al carajo por las heladas, es muy complicado asegurar al 100% que los miligramos de extracto herbal que lleven mis capsulitas sean siempre igual de estables e igual de efectivos, a diferencia de los medicamentos que se pueden generar en un laboratorio. Es decir, que la equinácea tenga propiedades antibióticas puede ser un hecho constatado, pero que las plantas nunca crecen en idénticas condiciones o en entornos absolutamente controlados, mientras que las moléculas en una probeta generalmente sí. Por tanto, no hay una manera de calcular la dosis con plantas para que su efecto sea el óptimo y siempre el mismo, pues dependerá de cada cosecha (y esto sucede también con las drogas y con los venenos). Nunca me había planteado esto, la verdad. Se me ha caído un mito. Seguiré con mis remedios herbales, pero ya no va a ser lo mismo. Así que supongo que en mi caso, al margen de la eficacia de los suplementos que tomo, incorporad una buena dosis de efecto placebo... ¡Pero es que la fe mueve montañas!

Bueno, ¿qué he notado después de seis meses?

PELO:  bien, estoy estable. No me han salido calvas nuevas, y con el corte tan radical lo noto más voluminoso. De todas maneras no tomo nada, al margen de vitaminas, que actúe directamente en el pelo.

PIEL: apenas tengo grasa facial, este mes ha sido el primero de los seis que no he tenido ni siquiera los típicos granos o espinillas pre-regla (que todos los meses me salía uno o dos). También es cierto que utilizo maquillaje hipoalergénico y crema Avene, aunque ya lo hacía antes.

ALERGIAS: desaparecieron por arte de birlibirloque en noviembre. No me refiero a la alergia al polen que obviamente es estacional, sino a gatos y perros (que viven conmigo todo el año).

CICLOS: por suerte nunca he tenido problemas con esto, me descargué una APP de estadística menstrual para Android, y todavía están a 28 días clavados (algunos 27, otros 29, pero la media es 28). Esto lo digo porque ya no soy una cría de 20 años con un reloj suizo en los ovarios. Hace poco me enteré por terceros (las cenas de navidad reencuentro son como el Sálvame) de un cotilleo que me ha impactado. Una chica de mi promoción lleva no sé cuántos años tratando de quedarse embarazada sin éxito (se casó muy jovencita, con 26 ó 27 años). Están planteándose la reproducción asistida (y tendrán como mucho 32). Cada intentona debe de rondar los 6.000€ y ella está en el paro, lo cual es un problema para la economía familiar y una fuente de discusiones en su matrimonio. A lo mejor la culpa es el semen del marido y a ella no le pasa nada, pero esto me da que pensar: ¡parece que fue ayer cuando hacíamos botellón a los bajos de Argüelles, y hoy están discutiendo por la inseminación artificial!  Así que creo que cumplir 30 con ciclos ovulatorios de 28 días es un lujo, ¿o no?

Esto lo digo porque creo que sigo ovulando cada mes, lo controlo con la secreción clara de huevo. No sé si es 100% fiable pero por lo que he leído en sitios web (respaldados por profesionales sanitarios, no en Yahoo Awnsers precismente) es una buena señal. Tendría que tomarme también la temperatura, pero eso es un coñazo. De todas maneras se pueden comprar tests de ovulación en la farmacia. No lo estoy controlando porque busque un embarazo (más bien lo contrario), pero me gusta que mi cuerpo funcione bien. Ovular y menstruar en el momento preciso es salud.

VELLO CORPORAL: una pasada. No me malinterpretéis. No es que tenga una pasada de pelacos, sino todo lo contrario. Es genial pasarse la cuchilla y tener las piernas suaves durante una semana larga. A finales de verano me depilé las piernas con la silkepil (tracción) y todavía tengo zonas calvas. Me gustaría achacarlo al DIM, pero también es cierto que padeciendo psoriasis combinada con alopecia areata puede que ahora me afecte más a las piernas de manera selectiva. En 2009 tuve una calva en el chichi durante varias semanas, así que no me sorprendería. Por otra parte, me ha salido un poco de pelito en la mini calva de la ceja. Aunque la zona del párpado sin pestañas aún no se ha recuperado. Me pongo extra de eyeliner o de máscara de pestañas e ya.

Desde luego si tenéis problemas de piel muy grasa o de hirsutismo y queréis probarlo, no creo que perdáis mucho (a ver, sí, igual perdéis tiempo y dinero pero no es un riesgo para la salud).

Respecto a la grasa del pelo, es verdad que noto mucho menos pero hay que tener en cuenta dos factores exógenos importantes: el exceso de cal en el agua de mi casa, y utilizo laca casi todos los días para darle un extra de fijación a las fibras capilares. Y la laca contiene disolvente así que reseca la raíz. De hecho mi madre que tiene ya un pelo estilo mohicano curioso tras la quimio necesita laca a diario para domarlo (le sale tan gordo y tan tieso...) así que nota lo mismo: apenas se le engrasa.

Bueno, ¡seguiremos informando!

Ps. la curcumina se excreta por la orina y parece que meas miccionas fanta de naranja, como las princesas Disney. Me asusté mucho cuando lo vi por primera vez, pero he leído que no daña los riñones, sino que ayuda a disolver y prevenir los cálculos renales. Espero que esa información sea veraz por la cuenta que me tiene...

sábado, 26 de diciembre de 2015

Todo sobre mi laca: ¿se puede usar laca, gomina o espuma en pelucas, prótesis capilares o extensiones?

Esta pregunta se puede responder con otra pregunta: ¿se puede freír un huevo con aceite de motor? Sí. ¿Es sano o conveniente comérselo? Pues mejor no....

En estas fechas señaladas, nos llena de orgullo y satisfacción hacernos peinados más elaborados, recogidos, trenzas, bucles y retorcidos varios, por lo que especialmente la laca (o la gomina en el caso de los chicos que llevan prótesis) es una gran ayuda para mantener todos los pelos en su sitio, y que no se desmorone el invento. Incluso algunas lacas vienen con efecto brillo más festivo, aunque  personalmente no me gusta (me da la sensación de que el pelo está sucio), pero este invierno vuelve a ser tendencia.

¿Qué es la laca y cómo funciona? La laca es un barniz. Es decir, resina disuelta en una base que suele ser alcohol. Obviamente la composición de un bote de titanlux satinado es distinto al fijador para el cabello en cuanto a proporciones y a ciertos ingredientes se refiere, pero el conceto concepto es el mismo: resina + disolvente. Por eso, cuanto más barata sea una laca, más residuos y efecto acartonado "Algo pasa con Mary" va a dejar en el cabello, porque su fórmula es más tosca y los ingredienes más económicos.

Este post está más bien dirigido a las mujeres que llevan prótesis capilar o peluca y son maduritas, porque les gusta llevar el pelo corto (o melenita) y marcadito. Para que el pelo corto se mantenga bien en su sitio se suelen echar laca con bastante frecuencia, incluso algunas a diario. Pero también para las chicas jóvenes y mujeres que definen los rizos con espuma cada día.

Normalmente las personas que usan lacas o espumas / gominas en su pelo biológico a diario lo lavan con mucha frecuencia, pero en el caso de las prótesis y las pelucas (sobre todo si no se sujetan con adhesivos y llevan clips, o en el caso de las pelucas con gomas) lo normal es lavarlas una vez por semana (siempre y cuando no duermas con ella). Por tanto, una nube de laca a diario x 7 días significa que estás echando barniz al pelo de contínuo, atrapando partículas de suciedad en el tallo o entre las cutículas. ¿Habéis visto cuando descubren el mosquito atrapado en ámbar, con más de 40 millones de años de antigüedad, en la peli de Parque Jurásico? Pues algo así, nunca subestiméis el poder de adhesión de la resina, jaja.

Además de la suciedad, el pelo se reseca mucho por el disolvente en el que está disuelta la laca, y por tanto con el cepillado tiende más a partirse. Ni qué decir si antes de rociaros la cabeza de laca le pasáis bien las planchas todas las mañanas o lo marcáis con la boquilla fina del secador. Precisamente el pelo más deshidratado tiende más a encresparse, y creeremos de manera errónea que lo mejor para disciplinar un pelo fosco es precisamente echar un extra de laca, espuma o gomina. Así caemos en una espiral de autodestrucción.

No digo que esté prohibido usar laca, ni mucho menos, pero que si tu peinado requiere rociarla a diario, ten en cuenta que la prótesis capilar, la peluca de pelo natural o el parcial de clips te va a durar mucho menos en buenas condiciones que si lo aplicaras de manera eventual.

Hace poco nos sucedió con una señora. Llevaba el sistema de clips desde hacía poco más de cinco meses pero el aspecto era como si hubiera pasado mucho más de un año. El pelo estaba reseco, rebelde y tieso. Se lo ponía apenas dos o tres horas al día para salir si tenía que hacer algún recado o ir a algún sitio (no trabaja fuera de casa), al llegar se lo quitaba, le ponía unos rulos en las puntas para marcarlo y le daba bien de laca. Como lo usa apenas unas horas, lo lavaba como mucho una vez al mes. Al sumergirlo en el lavacabezas, el agua salía lógicamente negra por los residuos del barniz y partículas de polvo, contaminación, grasa y suciedad que estaban atrapadas. Aplicamos una buena mascarilla profesional durante 10 minutos y mejoró bastante, pero el cabello está ya demasiado reseco. Lógicamente explicarle a una cliente que su prótesis está casi para el arrastre cuando sólo la ha usado un poco cada día durante 5 meses es complicado. Pero en definitiva, una prótesis capilar, una peluca o un parcial de clips no tiene glándulas sebáceas que protejan el cabello, la única hidratación que le aportamos es externa al lavarlo (de ahí la importancia de la higiene, y no lo lavéis sólo con mascarilla por favor, hace efecto pegamín, hay que usar siempre primero champú).

En resumen: un cabello postizo que ya de por sí tiende a ser más seco de lo normal y me da igual que sea chino, indio o europeo, si lo rociamos con alcohol u otro disolvente a diario y no lo lavamos con frecuencia para hidratarlo, al cabo de pocas semanas se verá opaco y sin vida. En tres o cuatro meses estará muy estropeado aunque no te lo pongas todos los días. Y si para colmo te coincide el verano con lo que pega el sol, apaga y vámonos.

No creo que haya ninguna laca en el mercado que sea 100% inocua para el cabello, obviamente cuanto mejor sea el producto más equilibrada y estable va a ser su fórmula, así como menos dañina, pero una laca por definición siempre va a constar de resina y disolvente. Si no, no es laca. Como antaño, que usaban clara de huevo a modo de brillantina.

Ni siquiera podemos decir que el agua del grifo sea inofensiva para el pelo postizo: si está más clorada de la cuenta o es más dura (cal), el pelo se daña de manera progresiva. Las aguas más blandas son las mejores, pero no todo el mundo vive en Ávila, Madrid o Segovia.

Solución:

- Si por tu estilismo necesitas utilizar laca a diario: ráscate el bolsillo en un spray que sea bueno, aunque te cueste 20 euros el bote. Ahorrar en laca significa gastar más en pelo (lo cual es un artículo a la larga mucho más caro, lo mires por donde lo mires).
- Aún usando laca o espuma de calidad superior, no importa que te pongas la prótesis o la peluca media hora al día para comprar el pan, si la rocías de disolvente tendrás que lavarla dos veces a la semana para retirar todos los residuos y aportar un extra de hidratación.

Mis marcas favoritas de laca son:

Laca antihumedad de Salerm: si la usas a diario, la relación calidad-precio es muy buena, ya que el bote es enorme y cunde mucho. No deja casi residuos y antihumedad significa que su fórmula es hidrófoba, lo cual evita el encrespamiento si tu ciudad o pueblo es muy húmedo. La única pega que le pongo, que en realidad es una opinión más personal que otra cosa, es el olor, que huele a típica laca de peluquería de señoras. El precio ronda los 12-18€ y es un frasco gigante.

Laca Fixonia: también vale para uso diario porque no deja apenas residuos, pero es un producto más caro, así que si lo usas a diario puede que no te salga tanto a cuenta como la de Salerm. El olor me agrada más, es más fresco y juvenil.  Precio aprox 3 euros el bote (es pequeño). Yo es la que combino con las fibras capilares y tan feliz.

Para ti, que eres hombre: Fixonia tiene una laca sin olor, está orientada a ambos sexos pero la compran sobre todo los chicos.

Espuma Wella profesional: una pasada. No soy de usar espumas, pero si tienes el pelo rizado fosco y quieres definir los rizos o las ondas naturales de una prótesis o una peluca, este producto es muy bueno. El precio ronda los 18-20€. Tiene un tamaño estándar normal, pero cunde bastante.

Seguro que hay otras marcas iguales o mejores, pero como no las conozco y por tanto no las he probado, prefiero hablar sólo de lo que sé, y no caer en el cuñadismo: la lacra de internet.

Si usas laca de manera ocasional (cuando tienes algún evento), ni te rayes por este  tema. Lo importante es que cuando llegues a casa cepilles bien el pelo (agarrando siempre los mechones con la mano libre para no dar tirones y evitar roturas) y retirar así el exceso de producto (insisto, si la laca es buena, con un cepillado suele ser suficiente). Y si es posible, adelantar el día que te toque lavar tu prótesis capilar o tu peluca. Aunque con el cepillado retiremos restos de resina, el disolvente puede no haberse evaporado al 100%.

Si tienes que aplicar laca a diario, asegúrate de que el spray sea de buena marca (y no esté caducado), agita muy bien antes de usar para que las partículas se disuelvan bien, y pulveriza siempre a 25-30 cm de la cabeza. Menos es más: las lacas modernas de gama media-alta son bastante eficientes con poca cantidad, no es necesario que te tires media hora apretando el gatillo (no sólo destrozarás tu pelo, acabarás teniendo un agujero en la capa de ozono justo encima de tu casa).

Hay un truco para retirar los restos de laca en profundidad antes de lavar una prótesis capilar o una peluca que lleve mucho tiempo sucia y acartonada, pero ojo, si tu prótesis o peluca está muy reseca, corres el riesgo de que se enrede más. Así que hazlo, pero sólo bajo tu responsabilidad ;-)

1) Cepilla bien, con cuidado de no partir el pelo.
2) Mezcla 1/3 de bicarbonato (viene en polvo blanco) con 2/3 de agua tibia en un bol. Si tienes atomizador mételo y agita, si no, puedes usar una paletina de tinte para aplicarlo.
3) Ve aplicando esta crema en el pelo mientras distribuyes con un peine y espera 5 minutos que haga efecto. Hazlo poco a poco mientras lo peinas.
4) Lava como de costumbre y déjalo hidratando con mascarilla durante 15 minutos en agua calentita (en este caso primero una mascarilla que requiera aclarado, y luego en húmedo puedes darle sérum o argán antes de secar). Mi favorita es Salerm 21 proteína de seda.

¡Espero haber ayudado!

Felices fiestas. Aunque felices para mí no mucho. Estoy más cabreada que una mona. El coche me dejó tirada en Nochebuena a 40 km de casa de mis padres, y tuvo que remolcarme una grúa. Menos mal que salí de Madrid prontito por la tarde, y no justo para llegar a la hora de cenar como siempre he hecho otros años. ¡Vaya racha que llevo!

jueves, 24 de diciembre de 2015

El post del viernes: Feliz Navidad!!

Con vuestro permiso, me voy a tomar el día libre, porque esta noche es Nochebuena. Y mañana Navidad. Saca la bota, María. Que me voy a emborrachar.

Fuente de la imagen: http://www.zazzle.es

domingo, 20 de diciembre de 2015

Alopecia femenina: el problema no es nuestro sino de la moda que vivimos :-)


El titular es un poco confuso, lo sé. A ver si me puedo explicar mejor. Creo que una gran mayoría de las chicas y mujeres que hemos sufrido la pérdida total o parcial de nuestro pelo no nos lo podíamos imaginar. Es decir, en el hipotético caso de pensar que nos pudiera suceder algo malo referente a nuestra salud, seguramente nos poníamos en otras situaciones que no tuvieran, ni por asomo, ninguna vinculación con la alopecia. La posibilidad de perder el pelo, siendo chicas, estaba descartada. Y cuando empiezas a notar pérdida de densidad o mucha caída, a una gran mayoría de vosotras el médico de familia os dijo que eso era cosa del estrés y que las mujeres no se quedan calvas. En muchos casos será así: una mala alimentación, una mala racha e incluso en un problema hormonal puntual la alopecia es un síntoma, que al resolver su causa, desaparece sin más. Pero, luego estamos las demás, las que engrosamos las filas alopécicas crónicas de todo tipo: AGA, areata, universal, cicatricial...

Por un lado, mala suerte que lo hayamos vivido ahora en el siglo XX-XXI, pues, desde la época Victoriana y Eduardiana (siglo XVIII-XIX) el pelo largo y abundante en la mujer es un símbolo de belleza. Aunque por suerte, a partir de 1920 entendieron que dejarse crecer la melena hasta larguras macrosomas (tobillos) era súper incómodo (y antihigiénico). No obstante, aunque en los locos años 20 se popularizara el estilo bob o garçon, un cabello sano y abundante siempre ha sido femenino. Pero... ¿Sabíais que desde la antigüedad hasta no hace mucho había otras modas que hoy en día consideramos antifemeninas y horrorosas? Y que por el hecho de haber nacido mujer, no cambio vivir en esta época o en Europa ni por todo el pelo del mundo, ¡desde luego esto es lo menos malo!

A lo largo de este post nos conviene dar un repaso para darnos cuenta de que lo que hoy genera rechazo, tiempo atrás se consideraba una preciosidad. Y que quizá a día de hoy la alopecia, siendo un problema mayoritariamente estético, puede que no nos preocupara ni lo más mínimo si estuviera de moda.

Y no hace falta irse muy lejos para nuestro primerísimo primer ejemplo: el culorro. ¿Cuántas chicas se han pasado la vida acomplejadas por tener un protuberante trasero, haciendo dieta y tratando de disimularlo? Ahora es lo más. Incluso hay personas que se ponen implantes. Las caderas a lo venus paleolítica son tendencia y todo un símbolo de fertilidad y feminidad. El tipo andrógino-yonki-Kate Moss tan fomentado durante los años 90 por fin ha muerto, ¡que vivan las curvas vertigionsas!

 Esto nos recuerda, cómo no, a "Las tres gracias", de Pedro Pablo Rubens. Durante El Renacimiento sólo las familias más adineradas podían permitirse comer varias veces al día, además de no dar un palo al agua. No tenían que salir a trabajar al campo a ganarse el jornal, así que su piel, protegida de los rayos del sol, era blanca como la nieve. Y sus cuerpos bien rollizos y celulíticos. Precisamente esa morfología era la más sexy del momento: celulitis, palidez y rosquitas. Las lorzas en la mujer eran lo que hoy una talla 100 de sujetador, vaya.

Quizá estos dos ejemplos son demasiado típicos, pero tengo otros que quizá os sorprendan más. Durante la Edad Media, una frente muy ancha y despejada era también símbolo de belleza. Aunque tenemos un ejemplo más reciente: Margarita Cansino (aka Rita Hayworth) se sometió a varias sesiones de depilación eléctrica de la época (que tenía que doler un huevo y parte del otro) para conseguir ensanchar su frente. Hace algunos siglos las señoras eran menos sufridas y optaban por afeitarse nacimiento del pelo y cejas para que su frente fuera infinita. Es más, hace como diez años se llevaba rasurarse parte de las cejas, al menos entre los canis. Si es que las modas siempre vuelven, como las gafas de pasta a lo Steve Urkel, sin ir más lejos.

Volviendo a la Edad Media, no todos ni todas tiraban de cuchilla (porque era cosa de ambos sexos). Hubo gente que consideró hacerse la depilación definitiva de cejas y dos o tres dedos más de frente. ¿Tenían tecnología laser? ¿Luz pulsada, quizá? No: usaban cal viva y arsénico. La buena noticia para los que se sometieron a tamaña salvajada cutánea es que esa moda se extendió hasta principios del Renacimiento, así que no les dio tiempo a arrepentirse.

Esto también me recuerda que muchos hombres, desde principios de este siglo, se depilan de manera habitual sin que sea cuestionada su orientación sexual: las cejas (algunos se las perfilan demasiado y consiguen una expresión de sorpresa perpetua), la espalda, el pecho, las piernas, brazos, axilas y seguramente genitales. Personalmente considero que un chico que se arranque el entrecejo y los pelos de la espalda está bien. Lo del pecho, supongo que dependerá de gustos, a mí no me molestan pero reconozco que un torso lampiño también tiene su aquel (siempre que los pectorales y abdominales estén algo definidos, en mi opinión). Algunos colectivos masculinos empezaron a depilarse las piernas por temas deportivos, sobre todo los aficionados al ciclismo, waterpolo o natación. Ok. Pero lo de quitarse pelos de los brazos y de la sobaca me parece un exceso, ¡ya hay miles de hombres que se depilan más que yo!

En los años 60 y 70, que se llevaba la moda del macho ibérico (moreno, peludo y cabreado), probablemente muchos chicos imberbes no se podían quitar la camiseta en la playa o en la piscina para no "hacer el ridículo" según los cánones de virilidad de la época.
Yo soy Betty, la griega.
Y ahora vamos justo a lo contrario: tener uniceja se consideraba un símbolo de prestigio en Grecia. Sí, incluso si la naturaleza no les había dotado de un entrecejo peludo, se lo pintaban con carbón. Por supuesto la piel tenía que ser muy blanca. Algo que, por ejemplo, a principios de nuestro siglo XXI era impensable, y surgían los centros de bronceado por rayos UVA en cada esquina. Durante algún tiempo había gente morena como un tizón durante todo el año. Ahora parece que se nos ha pasado la fiebre de torrarse, supongo que por el riesgo de cáncer.

¿Te imaginas ir por la vida a lo Frida Khalo? Mostachín incluido.  Pues lo más seguro es que sean tus compañeras de trabajo, de estudios, tus amigas del alma o cualquier congénere femenino que te cruces por la calle las que más te critiquen u opinen que eres una guarra por no depilarte. Si no somos 100% solidarias ni apoyamos a las chicas que deciden no quitarse pelos, no esperéis que lo sean con vosotras respecto al problema de alopecia...

En lugar de echar la vista atrás respecto a cánones de belleza en nuestra civilización occidental, tenemos el ejemplo de la tribu mursi (Etiopía). Las mujeres más guapas son las que más han deformado su labio con un disco de porcelana o de madera. De hecho, antes de empezar a entrenarlo con progresivas dilataciones (desde pequeñas), tienen que cortarse el frenillo. ¿Os parece bonito? ¡Hay gustos para todo!

Esta chica es la Gisel Bundchen de su tribu.
Sin salir de África, tenemos otro ejemplo que nos viene más al pelo: es habitual que muchas mujeres se rapen la cabeza y no utilicen peluca. Esto es, evidentemente, por las altas temperaturas y por lo complicado que es manejar el cabello afro cuando está largo. Por lo tanto, no dan al pelo ninguna importancia. No obstante la influencia de occidente se nota muchísimo ya que Angola es uno de los países que más dinero destina a la importación de pelucas de cabello natural (generalmente indio pero también sintéticas).

Volviendo a nuestra vieja Europa, en la antigua Roma el ideal de mujer consistía en tener unos ojos, mejillas, senos y labios muy pequeños. Ahora, 2.000 años más tarde, se valora más lo contrario: ande o no ande, ojos, pómulos, pechotes y labios bien grandes. De hecho, hay mujeres que se los han rellenado tanto que parecen Carmen de Mairena en sus buenos tiempos.

Y, por último, creo que este es el ejemplo más tremendo. Hace poco leí un reportaje muy gráfico sobre cómo deformaban los pies a las mujeres en China, costumbre que finalmente se prohibió a principios del siglo XX (aunque en muchas zonas rurales se hizo hasta los años 50) después de mil años de tradición, que se dice pronto. ¿Por qué practicaban esta salvajada? Se cree que los denominados pies de loto tienen origen en la concubina favorita del emperador Li Yu, que era una mujer muy menudita de por sí. Li Yu, que seguramente tenía fijación por los pies, le ordenó que se los vendara con seda y que bailara sobre un pequeño podium con una flor de loto esculpida en su base. El emperador fetichista decretó que los pies minúsculos eran el ideal de belleza femenina, así en general, y muchas bailarinas empezaron a vendárselos para optar a ser sus favoritas. Para conseguir ese pie deforme, en el que el talón está pegado literalmente al metatarso, la madre o abuela de la niña le fracturaba los deditos a la edad de cuatro o cinco años y se vendaban para mantenerlos así.  La tortura se repetía hasta la pubertad. Imaginad el terrible sufrimiento que supone caminar durante meses o años con huesos rotos. El peso del cuerpo recaía en el talón y el empeine terminaba curvándose como si fuera una pezuña. Se popularizó rápidamente, primero entre las clases más bajas y en el siglo XVII se extendió a las familias más pudientes. Los pies de loto no debían sobrepasar los 9 cm de longitud. Debían ser delgados, pequeños, agudos, curvos, perfumados, suaves y simétricos. Al margen de que a algunos chinos perturbados consideraran bonita esa deformidad, no era su aspecto lo que les parecía erótico, sino el modo de caminar tan característico de las mujeres que lo sufrían.

En esta recopilación de cánones de belleza bizarros a lo largo de la historia tenemos culos orondos, celulitis, michelines, unicejas, cabezas parcial o totalmente rasuradas, labios colgantes y pies mutilados. Partiendo de la premisa de que la alopecia jode pero no mata, ¡simplemente hay que esperar que sea nuestro momento! Mientras tanto, podemos aceptarnos tal y como somos siempre que vivas feliz con tu imagen, o bien echar mano de cosmética como las fibras capilares, o por qué no, de la posticería: pelucas, prótesis capilares, extensiones... Porque la belleza está en los ojos del que mira.


Fuentes:
 http://www.bbc.com/mundo/noticias/2015/04/150402_finde_pies_vendados_china_lp

http://123pruebaprueba.blogspot.com.es/2013/08/la-belleza-es-dolor-pies-de-loto-de.html

 http://www.upsocl.com/creatividad/por-moda-nunca-se-cortaban-el-pelo-y-mira-hasta-donde-les-llegaba/

http://www.tendenciasfalabella.cl/belleza/bnews/maquillaje/la-piel-de-las-griegas-como-se-cuidaban-y-maquillaban/















sábado, 19 de diciembre de 2015

Demuestran cientificamente que la depresión afecta a todo el organismo

Muchas personas, tanto mujeres como hombres, desencadenan una depresión por el problema de haber perdido total o parcialmente su pelo. Aunque siempre se la ha catalogado como enfermedad mental, desde hace muchos años se está investigando el efecto que tiene en el cuerpo humano y cómo se pueden somatizar otros problemas de salud o síntomas: dolor de estómago, dolor en la boca, sensación de fatiga, dolor de espalda, trastornos del sueño, anorexia etc...  Por fin un grupo de investigadores de a Universidad de Granada ha podido demostrar científicamente esto: la depresión portantes alteraciones del estrés oxidativo, por lo que debería ser considerada una enfermedad sistémica, que afecta a todo el organismo.

Los resultados de este trabajo, publicados en la prestigiosa revista Journal of Clinical Psychiatry, podrían explicar la significativa asociación que existe entre la depresión y las enfermedades cardiovasculares y el cáncer, además de por qué las personas con depresión sufren una mortalidad más temprana. Al mismo tiempo, esta investigación puede ayudar a buscar nuevas dianas terapéuticas para prevenir y tratar la depresión.

La primera autora del trabajo es Sara Jiménez Fernández, estudiante de doctorado en la UGR y psiquiatra de la Unidad de Salud Mental Infanto-Juvenil del Complejo Hospitalario de Jaén, y como coautores figuran los profesores de Psiquiatría de la UGR Manuel Gurpegui Fernández de Legaria yFrancisco Díaz Atienza, en colaboración con, entre otros, Christoph Correll, del Hospital Zucker Hillside, de Nueva York (Estados Unidos).

La investigación supone un meta-análisis de 29 estudios que incluyen a 3961 personas, y representa el primer trabajo detallado de estas características que se publica en el mundo acerca de lo que ocurre en el organismo de quienes sufren depresión, en cuanto al desequilibrio entre la elevación individual de diferentes parámetros de estrés oxidativo (en especial, malondialdehido) y la disminución de sustancias que actúan como antioxidantes (como el ácido úrico, el zinc y la enzima superóxido-dismutasa). Los científicos han podido comprobar que, tras el tratamiento farmacológico convencional de una depresión, los niveles de malondialdehido (un marcador de la degradación oxidativa de la membrana celular) se reducen significativamente en los pacientes, hasta no distinguirse de los individuos sanos. Paralelamente, los niveles de zinc y de ácido úrico se elevan hasta normalizarse (algo que no ocurre con la superóxido-dismutasa).


Fuente:

http://www.psiquiatria.com/depresion/demuestran-cientificamente-que-la-depresion-no-es-solo-una-enfermedad-mental-sino-que-afecta-a-todo-el-organismo/

viernes, 18 de diciembre de 2015

El post del viernes: cómo ordenar bien y mejor

Siempre he sido un poco desastre para ordenar mi habitación y mis cosas, en especial la ropa (que se amontona en una silla). Me encanta el orden pero es algo que me supera, de hecho puedo dedicar dos o tres horas a dejar la casa niquelada, pero a los pocos días está igual y no soy consciente de cómo se ha podido desordenar de nuevo. Ojalá fuera como esas personas que no importa lo que hagan ni el momento del día, todo lo tienen colocadito perfecto y nunca jamás han perdido de vista nada. Como mi padre, que es una especie de Sheldon Cooper. De él he heredado muchas cosas buenas (aunque también la areata), pero lo que es el orden no. Mi madre es muy cuidadosa también. No sé a quién he salido, la verdad, menudo desastre.

Lo raro es que con los estudios (con los apuntes de la universidad especialmente) siempre he sido muy metódica y organizada, lo tengo todo clasificado en archivadores por asignatura. Incluso todavía conservo cuadernillos del colegio. También lo soy para hacer copias de seguridad y catalogar toda la información del trabajo con el ordenador, sobre todo en excels (oh, Dios, me encantan los excels) y en carpetas / subcarpetas. Recientemente he descubierto un CRM muy sofisticado con una opción gratis (algo limitada, pero me vale), así que según importe todos los datos el 31 de diciembre, voy a poder organizarme aún mejor. Hasta mi gestor reconoce que administrar los archivos digitales y presentarlos se me da muy bien, no así con las facturas en papel, claro, que se las meto a presión en una carpeta todas arrugadas y amontonadas tal cual sin clasificar.

En mi casa siempre hay ropa en la silla, la cama sin hacer, siempre hay tazas o platos en el fregadero, algún libro a medio leer pululando por ahí, cartas, papeles y especialmente en mi baño frascos o maquillaje por doquier. No sé cómo lo hago para revolucionar todo en cosa de cinco minutos. Y recogerlo me da mucha pereza. Para 2016 me he propuesto tener una casa Pinterest (a ver, dentro de mis posibilidades, la estoy decorando poco a poco), pero con lo desastre que soy no sé si voy a ser capaz de tenerlo todo perfectamente ordenado siempre. Y mi novio es muchísimo más desordenado y desastre que yo, así que formamos una pareja explosiva, como el demonio de Tazmania.

Hace poco descubrí el libro de la japonesa Marie Kondo, que se dedica al coaching para poner orden en tu casa. Sé que hay personas que no les importa ordenar, incluso les resulta entretenido (o placentero), pero yo lo odio y si lo hago es por obligación (y porque me gusta verlo organizado). Kondo ha vendido más de cuatro millones de libros en todo el mundo, su obra se ha traducido a 30 idiomas y es una de las 100 personas más influyentes de 2015 según la revista Time.

¿En qué consiste el método Kondo? Pues en primer lugar en deshacerse de todo lo que no te haga falta y te ocupe sitio en casa. Para esto hay un truco: las mudanzas. Todavía hay cajas que no he abierto de mi último traslado (hace más de seis meses, tiene delito), y no he echado de menos nada. Es más, puse algunas cosas en un armario "por si acaso", pero todavía no me ha hecho falta ni abrirlo. Tenemos demasiados trastos, ropa y complementos... Y en mi caso, demasiados electrodomésticos y componentes electrónicos que no uso, verbigracia la licuadora. Hace unos zumos impresionantes pero limpiarla a fondo es un puto dolor. O sin ir más lejos, la televisión (que todavía está en la caja muerta de la risa).  Kondo, antes de publicar sus libros, era aficionada al katazuke (por favor no confundir con bukake), término japonés que significa limpiar y ordenar. Con 19 años (ahora tiene 30) ya era profesora de perfeccionamiento de esta disciplina, y no daba abasto, tenía lista de espera. Al final, lo que tiene éxito desde luego es especializarse en algo poco común, para poder destacar entre los demás. Clases de ordenar tu casa cuando lo habitual es contratar a una asistenta, ¡quién se iba a imaginar que iba a ser un must! Ya estoy buscando su libro (La Magia del Orden) para comprarlo, a ver si hay suerte y se me pega algo.

Por otro lado, ayer leí otro artículo sobre Gretchen Rubin, periodista de New York Times que se ha convertido en la escritora de libros de autoayuda con más éxito: su fórmula para conseguir ser feliz es tan sencilla que ha causado sensación entre la clase media-alta del mundo desarrollado. Aunque personalmente hasta ayer no sabía ni que existía.

Bueno, su truco más básico pero efectivo, es empezar el día haciendo la cama (yo la hago precisamente por la noche, antes de meterme en ella). Según la autora: La felicidad es un objetivo noble, y hacer la cama es una actividad muy prosaica. ¿Por qué aumenta la felicidad de manera efectiva?”. En su opinión, se trata de un hábito poderoso por dos razones. En primer lugar, es una costumbre rápida y fácil, pero marca diferencia. Todo se ve más ordenado, es más fácil encontrar cualquier cosa y el dormitorio resulta más pacífico. Ya he empezado a hacerlo esta mañana.

“Para la mayoría de las personas, el orden exterior contribuye a la calma interior”, asevera Rubin. En segundo lugar, explica, adoptar cualquier decisión –no importa lo que sea– provoca satisfacción. El simple hecho de proponerse un cambio y lograrlo nos hace más felices. “Debido a que hacer la cama es una de las primeras cosas que hago en la mañana, empiezo el día sintiéndome eficiente, productiva y disciplinada”, concluye.

Su libro se llama "Objetivo: Felicidad" (Editorial Urano). Y es un superventas desde 2011.  De hecho hay grupos de fans que se hacen llamar "Grupos de la felicidad": organizan reuniones para poner en práctica los consejos del libro, y trabajar juntos objetivo por objetivo.


Rubin también ha redactado los 12 mandamientos de la felicidad, que podéis leer aquípero básicamente se resumen en dos: localizar aquellos hábitos que minan nuestro bienestar, y tratar de cambiarlos por otros mejores (con su guía). Aunque hay algo que me ha sorprendido (no suele ser habitual en libros de autoayuda) y es la importancia de evitar comer azúcares y carbohidratos para ser plenamente feliz. Porque en definitiva actúan como una droga: subidón durante un par de horas y luego viene el bajón (mono).

Bueno, son dos lecturas interesantes de cara a ordenar nuestros propósitos de año nuevo, ¿verdad? 


http://www.metroscubicos.com/articulo/decoracion-y-hogar/2015/03/02/la-magia-del-orden-en-el-hogar-y-en-tu-vida

Fuentes: http://www.20minutos.es/noticia/2510970/0/marie-kondo/japonesa-pone-orden/casas-medio-mundo/

Esta mujer tiene el secreto de la felicidad.  http://goo.gl/x9fM6Y

miércoles, 16 de diciembre de 2015

Alopecia femenina y autoestima: por qué un día nos vemos bien en el espejo y otro fatal?

Espejito, espejito...
Me refiero a las personas que sufren la típica alopecia difusa de patrón androgenético en el que el pelo se afina, la raya es más ancha, puede haber clareos, se abre la coronilla etc.. Evidentemente las alopecias autoinmunes son muy traicioneras, hoy te miras al espejo y te ves bien pero mañana igual amaneces sin pelo literalmente.

Cuando se trata de una AGA, es difícil empeorar sustancialmente de un día para otro (es degenerativo y progresivo pero el afinamiento lleva su tiempo), y tampoco es científicamente posible que veas resultados en 24 horas con cualquier tratamiento: ya sea minoxidil, finasteride, la píldora etc...

Por lo tanto, ¿qué es lo que nos hace vernos un día con un pelo horrible y otro día con el pelo algo mejor, más presentable? Pues hay tres factores muy importantes: exógenos (higiene, clima, luz, cosméticos), orgánicos (hormonas, química cerebral) y también psicológicos (aunque están estrechamente relacionados con las hormonas...).

Es decir, en ocasiones nos vemos el pelo fatal, sin volumen, sin disciplina, más apelmazado... Lo que también se denomina tener un bad hair day en inglés, vaya. Pero al día siguiente nos miramos en el espejo y observaos una mejoría sustancial: puede ser el efecto de un champú, de una mascarilla, de un nuevo peinado que nos favorece más, de que no hay humedad ambiental y por lo tanto el pelo está menos fosco... Podemos encontrar decenas de motivos que expliquen este cambio tanto para bien como para mal. Pero los habituales son cosa de cosmética e incluso de la iluminación. 

Los factores orgánicos son importantes. Las mujeres somos cíclicas y en función del momento en el que estemos, el pelo se verá mejor o peor. Esto es por la grasa. Por ejemplo, durante la ovulación noto que tengo la piel con mejor aspecto, más unifome y luminosa, y el pelo dura más tiempo limpio. Sin embargo los días previos a la regla hasta mi novio me dice que me cambia el olor corporal, me sale alguna espinilla y si no me lavo el pelo cada 24 horas se me llena de grasa... Por no hablar del estado de ánimo esos días previos a tener la regla, una mezcla entre odio a la humanidad y de ahogarme en un vaso de agua, todo lo veo súper negativo. Luego se me pasa. También las adolescentes, las embarazadas y las mujeres menopáusicas se ven más afectadas por este baile de hormonas, para bien y para mal.  Y ya no sólo nos pasa con nuestro pelo, también en cómo percibimos nuestros rasgos faciales, cómo nos sienta según qué maquillaje o ropa...

Por otro lado, hay personas cuyos niveles de serotonina, dopamina o melatonina están en constante vaivén desenfrenado. A veces tiene causas externas (abusar de las drogas, estrés postraumático...) o son orgánicas (por herencia genética o por el motivo que sea el cuerpo no las produce de manera equilibrada ni eficaz igual que hay personas que no producen insulina). En ocasiones se alternan momentos en los que todo es negro con otros de euforia y felicidad en el mismo día. Esto puede ser también consecuencia de una depresión crónica no tratada, en la que perdemos el contacto con la realidad. Así que, las personas que sufren este tipo de trastornos pueden verse genial y al día siguiente (o al cabo de un rato) horribles, sin haber cambiado ni un ápice su imagen, sólo por la montaña rusa de emociones. Pero por suerte, dado el caso, hay tratamiento médico.

Por último, nuestro estado de ánimo psicológico, que también está relacionados con la química cerebral, pero a veces no tiene por qué. Es decir, una persona puede sentirse emocionalmente triste o decaída por una determinada situación que le preocupe, sin tener ningún problema de índole psiquiátrico. Un día te levantas de muy buen humor con ganas de comerte el mundo y te ves genial en el espejo (no sólo el pelo), pero otro día que estás con "el pie cambiado" y todo te parece una puta mierda. ¡Es que todo es tan relativo! Es más, desde el punto de vista de la psicología social, se ha demostrado que nuestra mente tiene trucos y formas muy ingeniosas de mejorar nuestro aspecto respecto a la realidad para subir nuestra autoestima. En un artículo que he leído en la web Cienciaes.com lo explican muy bien con el ejemplo de cómo nos vemos en las fotos:

Investigaciones recientes en psicología social han demostrado más allá de toda duda que la gente utiliza muchas e ingeniosas formas de mejorar, respecto a la realidad, la imagen mental que posee de sí misma. En suma, la mejora de nuestra propia imagen es el producto de un filtrado sesgado y más o menos elaborado de la información sobre nosotros mismos. Un filtrado sesgado similar lo hacemos también con los demás, pero en sentido contrario, es decir, incrementando sus rasgos negativos por encima de los positivos, por lo que casi todos resultan, en comparación, siempre peor parados que nosotros. Somos los mejores. ¿O no? 

Investigaciones en psicología social han demostrado igualmente que la gente utiliza, además de procesos conscientes, también procesos inconscientes para mejorar su autoestima. Así lo revelan estudios que demuestran, por ejemplo, que nos gustan más las letras que se encuentran en nuestros nombres que las que no forman parte de ellos. ¿Podríamos pues inconscientemente mejorar también nuestra imagen mental a partir de nuestra imagen real en un espejo?

Para averiguarlo, los doctores Nicholas Epley, de la Universidad de Chicago, y Erin Whitchurch de la universidad de Virginia, han llevado acabo un ingenioso estudio posibilitado por la moderna tecnología de la imagen. En este estudio, los científicos tomaron fotografías de los participantes, quienes, tras ser fotografiados, se sometieron a unas pruebas para medir su autoestima, tanto implícita (es decir, lo que realmente creen de sí mismos), como explícita (es decir, lo que dicen que creen de sí mismos a los demás).

A continuación, las fotografías de los rostros de los participantes fueron manipuladas por ordenador para “fusionarlas” con otras. La fusión o mezclado de cada rostro se llevó a cabo bien con un rostro estándar más atractivo, más guapo, bien con otro rostro estándar más feo. Esta fusión se realizó en diversos grados (de 10% a 50%), lo que consiguió diez rostros de cada participante: cinco progresivamente más atractivos y cinco progresivamente menos atractivos que el original, pero siempre reconocibles como el rostro de cada participante.

Tras realizar este trabajo de fusión fotográfica y analizar los resultados de las pruebas de autoestima, los participantes fueron convocados de nuevo de dos semanas a un mes después de que se les tomara la foto. En ese momento, se les presentó la serie de fotos con su rostro original y los otros diez rostros resultantes del trabajo de fusión fotográfica anterior, y se les pidió que identificaran su rostro real. ¿Elegirían los participantes correctamente, o elegirían otro rostro menos o más atractivo que el suyo? Y bien, probablemente no te sorprenderás al conocer que, como era de esperar, los participantes eligieron un rostro más atractivo que el original como el que consideraban suyo. Pero lo más interesante fue que cuanto mejor pensaban de sí mismos de acuerdo al resultado de las pruebas de autoestima implícita, es decir, de acuerdo a pruebas que miden realmente la autoestima que cada uno posee sin falsa modestia, más atractivo era el rostro que consideraban como suyo. Hubo gente que llego a elegir el rostro más guapo (los que se creen Angelina Jolie o Brad Pit, los cuales, hay que aclararlo, no participaron en el estudio); hubo también quien eligió el rostro más feo (pobres diablos deprimidos que se creen Quasimodo), pero, en general, la mayoría de los participantes eligieron como suyos los rostros mejorados un 20%: la inmodestia tiene un límite para la mayoría, bueno es saberlo.


Pero, ¿sucede este fenómeno con todos los rostros, o solo con los nuestros? Para comprobarlo, se pidió a los participantes que eligieran de entre una serie similar de fotos manipuladas cuál era el rostro real de algunos sus amigos o el de los científicos que dirigían el experimento, con quienes no tenían relación afectiva alguna. Los resultados indicaron que si se trata de un amigo, se elige también un rostro mejorado, pero si es el de una persona extraña o poco conocida, se elige el rostro real con bastante exactitud. Esto significa que podemos saber cuál es el rostro real de las personas en sus fotos, pero cuando apreciamos a alguien, particularmente si ese alguien somos nosotros mismos, inconscientemente mejoramos la imagen física que de él o ella nos formamos en nuestra mente.En conclusión, cuanto mayor autoestima tenemos de nosotros mismos, y más estimamos a nuestros amigos o amigas, más feos salimos en las fotos. Decir que alguien sale feo en una foto se revela ahora como signo de aprecio. Algo sobre lo que conviene reflexionar antes de enfadarnos cuando nos llamen feos, siempre que sea en una foto.
Fuente: http://cienciaes.com/quilociencia/2010/09/27/por-que-no-eres-tan-guapo-como-crees/

lunes, 14 de diciembre de 2015

Los cinco errores más habituales que cometemos a la hora de lavarnos el pelo

Sí, la higiene personal es algo privado y el momento de lavarse el pelo nos parece una tontería de puro sencillo. Tampoco es algo que solemos comentar con los demás: "¿Oye, tú te das un agua rápida, te enjabonas o te lo lavas sólo con mascarilla?". Incluso hay gente que se siente incómoda hablando de estos temas. Sin embarg, hay personas que todavía no lo hacen nada bien (y esto no significa que vayan poco aseadas, las consecuencias pueden ser otras).  Además, aprovecho para insistir en que lavarse el pelo todos los días no hace que se caiga más ni hace que salga más grasa de la que hay (por esa regla de tres mejor no lavarse los dientes a diario porque a la larga saldrá más sarro). Lo de la grasa es un tema básicamente hormonal. Un cuero cabelludo limpio de seborrea, caspa y suciedad es un cuero cabelludo más sano, lo cual también se refleja en nuestro pelo...

Bueno, esta es mi selección, aunque seguro que hay más errores:

1) No desenredar el pelo antes de entrar en la ducha. Si lo llevas largo o muy largo como era mi caso hace apenas dos semanas, mojarlo y enjabonarlo con enredos es mucho peor. Además, cuando termines vas a tener que emplearte más a fondo para cepillarlo en mojado, momento en el cual el pelo está más débil y se puede partir con más facilidad. Así que antes de meterte en la ducha, por ejemplo mientras se va calentando el agua, te lo cepillas 30 segundos e ya. 

2) El agua demasiado caliente. En invierno es un gustazo. A mí personalmente me gusta el agua a temperatura fuego del infierno. Pero para el pelo no es lo mejor. De hecho, a más calor, más opaco. Lo idóneo es agua ni fría ni caliente, en su justa medida. Porque si te lavas el pelo con el agua demasiado fría, no eliminarás bien la grasa. Si eres muy friolera como yo y no lo aguantas, al menos trata de bajar la temperatura en el último aclarado lo máximo que soportes. El pelo se verá con más brillo porque la cutícula quedará más cerradita.

3) Darse sólo una jabonada (champunada). Es preferible que te laves el cabello dos veces a que uses una gran cantidad de champú y lo laves sólo una vez. Quedará más limpio y aunque parezca una paradoja: ahorrarás en cosméticos. Y no porque a la primera salga espuma significa que te lo has lavado bien, eso depende de los agentes químicos espumantes que lleve el champú. Importante: frota tu cuero cabelludo con las yemas de los dedos para eliminar los restos de grasa, caspa, fibras capilares si usas, minoxidil cristalizado etc, pero para distribuir el champú por el pelo hazlo suave, con movimientos de la raiz a las puntas y sin estrujarlo (ni en círculos) para evitar que se enrede demasiado.

4) Evitar el acondicionador de manera sistemática. Aunque todas o casi todas vamos con mucha prisa por las mañanas, reservar dos minutos en aplicar un acondicionador marca mucho la diferencia, sobre todo si tienes las puntas abiertas o te tiñes. Los fines de semana que tengas más tiempo, mima tu cabello con una mascarilla intensiva, incluso las hay de prelavado (y si quieres ahorrarte unos dineros, aceite de oliva virgen extra de medios a puntas 5-10 minutos antes de lavarlo y mano de santo). Ojo: hidratar es importante, pero lavarse el pelo sólo con mascarilla no es lo idóneo, porque está sucio por debajo. En este post lo explico de cara a lavar las prótesis capilares o pelucas, pero con el pelo biológico sucedería igual (incluso peor, ya que al menos las pelucas de pelo natural no tienen glándulas sebáceas de serie).

5) No usar el champú adecuado a tus necesidades. Parece una tontería ya que todos los cosméticos "prometen" dejar el pelo FA-BU-LO-SO. Pero ya sabéis que la sombra del marketing es alargada, y lo que le vaya muy bien a tu vecina de escalera a ti te puede ir fatal, o viceversa. Es lo mismo que dejarse llevar por las modas... Recuerdo hace unos años el boom del champú de caballo. La gente como loca comprándolo, y se trataba de un producto de uso veterinario con insecticidas. Cualquier chica con el cuero cabelludo sensible acabaría con una reacción a los fitosanitarios y con una irritación de puta madre importante. Al poco tiempo Mercadona sacó su propia línea de champú de caballo para personas, o sea, cosmética de uso humano y doméstico, enriquecido con Biotina (B5). Tuvo bastante éxito, pero daba igual: ni en el caso de los equinos ni el caso de los humanos la vitamina B5 se absorbe vía tópica, es algo que tienes que tomar en cápsulas o en comprimidos durante semanas o meses para notar algo... 

Por tanto, si tienes el cuero cabelludo graso: champú astringente + mascarilla de medios a puntas y a correr. Si lo tienes fosco, busca un champú que tenga muchas siliconas o proteínas para que den peso al pelo y posteriormente faciliten su alisado...   etc, etc... 

Si te da igual o no pones cuidado en los cosméticos que te llevas a la cabeza, y además tienes el pelo largo o muy largo, o con necesidades especiales: exceso seborrea, descamación... puedes tener problemas con el pelo a medio-largo plazo. Si no sabes qué es lo más idóneo para ti, consulta en una peluquería o tienda especializada en cosméticos para el pelo donde te podrán asesorar mejor. Y no por mucho gastarnos dinero en un producto va a ser mejor que otro más económico, es simplemente acertar con el adecuado. 
 

sábado, 12 de diciembre de 2015

¿Qué novedades ha habido en 2015 en tratamientos para la alopecia? Setiprimant e Inhibidores de JAK

Aunque todavía estemos a 12 de diciembre, yo ya doy el año por terminado. Y toca hacer balance. He recopilado grosso modo los avances en fármacos que pueden ser potentes para tratar la alopecia (tanto de tipo androgenético como de tipo autoinmune) así como algunos tratamientos que, si bien ya existían años ha, se han sofisticado.

Empecemos con los dos grandes pesos pesados que han dado mucho que hablar a lo largo de 2015: Inhibidores de JAK y Setiprimant.
De los inhibidores de JAK (quinasa de Janus) empezamos a tener noticias a finales de 2013, por un ensayo clínico a nivel universitario. Sin embargo, no ha sido hasta mediados de 2015 cuando la FDA ha dado luz verde a hacer extensivos los ensayos en humanos. Si las cosas van bien, los laboratorios que han invertido para su desarrollo, Rigel Pharma y Aclaris, comenzarán a producirlo en masa y a comercializarlo en breve. Hay muchos intereses en juego, desde luego. Este medicamento, también conocido por su principio activo como tofacitinib, inhibe una familia de proteínas (JAK) responsables de regular la expresión génica de las células, el proceso por el cual se transforma la información codificada en el ácido nucleico (núcleo) en proteínas que son necesarias para su desarrollo.  Espero haberlo explicado de la manera más sencilla posible, aunque si no tenéis formación fuerte en biología o bioquímica, os sonará un poco a chino (como a mí).

 Es más, tal y como yo lo interpreto (cosa que no tiene por qué ser cierta), podría funcionar como una especie de freno en los genes que desarrollan ciertos problemas autoinmunes. De hecho, los inhibidores de JAK se sintetizaron en principio para tratar la artritis, con bastante éxito. Más adelante vieron que funcionaba para la alopecia areata psoriásica, y hace poco tiempo se ha publicado en la revista de dermatología JAMA que es un tratamiento muy efectivo para tratar las deformidades en las uñas relacionadas con la areata o la alopecia universal. Ya está en el mercado bajo los nombres comerciales de Xeljanz y Jakvinus, desarrollados por Pfizer, pero sólamente aprobados para tratar la artritis reumatoide. Por otro lado Rigel y Aclaris completarán los ensayos clínicos en humanos con alopecia de origen autoinmune, para reformular el medicamento y orientarlo a la calvicie.

Setipripant: es una molécula que inhibe los receptores de prostaglandina D2. Es un fármaco estudiado, ensayado y desarrollado en principio para tratar el asma y la rinitis alérgica. Como ha sucedido con tantos otros como minoxidil, finasteride, inhibidores de JAK etc etc, de forma colateral observaron que podría ser eficaz para tratar la alopecia de tipo androgenético. En principio el laboratorio Kythera Biopharmaceuticals solicitó permiso en septiembre de 2015 para iniciar los ensayos clínicos en hombres con AGA. Este medicamento ya ha sido probado en al menos 1.000 pacientes para comprobar su efectividad respecto al asma. Esperemos que esta información se actualice en el primer semestre de 2016 y que hayan obtenido buenos resultados...

Plasma sanguíneo rico en plaquetas: la propia sangre como solución para estimular el crecimiento del cabello en personas con problemas de calvicie. Para conseguirlo, se necesita separar su composición mediante centrifugado, y así obtener el plasma rico en plaquetas. Se administra al paciente con la técnica de mesoterapia: varias inyecciones directamente en el cuero cabelludo. Normalmente son necesarias dos o tres sesiones de mesoterapia con plasma rico en plaquetas al mes. El efecto puede compararse al minoxidil, y a medida que el cabello del paciente mejora, se pueden espaciar las sesiones (una al mes). La única pega es que este tratamiento es bastante caro, aunque seguramente con el paso de los años suceda como con la depilación laser. En principio, la aplicación del plasma mediante inyecciones puede ser molesto o doloroso para el paciente, aunque probablemente se aplique antes un anestésico local.

Fuentes: www.noticiascapilares.com
www.wikipedia.com
http://www.lne.es/vida-y-estilo/salud/2015/12/11/falsas-creencias-torno-caida-pelo/1854275.html



http://www.kythera.com/products/kyth-105-setipiprant/

viernes, 11 de diciembre de 2015

El post del viernes: receta tarta de manzana en forma de rosa

¡Buenas! Normalmente suelo currarme más los posts del viernes, no sé, supongo que tengo una vena exhibicionista al hablar de mis cosas y de mi vida al margen del pelo. Hoy no me da tiempo porque he tenido otro percance con el coche (ya van dos en menos de dos meses, menuda racha) así que me he pasado toda la mañana de papeleo hasta la hora de comer, y luego currar, luego hacer la compra de la semana y tal. Así que aprovecho para compartir una receta estupenda, muy económica, muy vistosa y muy rica para sorprender a vuestros invitados en las cenas / comidas de estas fiestas.

Aquí tenéis el vídeo, son tartas de manzana individuales con forma de rosa, ¡que lo disfrutéis! Hoy he comprado hojaldre para repetirlas, están buenísimas

.
Fuente: http://www.gastronomiaycia.com/2015/05/20/como-hacer-una-tarta-de-manzana-con-forma-de-rosa-video/

martes, 8 de diciembre de 2015

"El Debate 7D": el pelo de los candidatos de las elecciones generales a debate



Igual me estoy metiendo en un berenjenal, pero bueno, en este blog escribo un poco lo que me da la gana y cuando me da la gana. No creo que pueda resultarle ofensivo a nadie, pues no voy a entrar casi nada en temas políticos, sólo en su imagen, especialmente de las cejas para arriba.

Me hubiera gustado poder explicar por qué Rajoy tiene la barba canosa mientras que mantiene el pelo de la cabeza más bien amarronado. Pero no ha ido al debate. Ha mandado a Soraya en su lugar, y Soraya tiene un cabello estupendo. Dicen las malas lenguas que se lo tiñe (Rajoy, aunque Soraya también). No tiene por qué (o a lo mejor sí). De hecho, Aznar luce un pelazo todavía bien negrote, sin embargo el mostacho blanco. Podría tratarse de disciplina de partido, pero no, hay una explicación científica para eso. Los ciclos del cabello de la cabeza son mucho más largos, entre 2 y 6 años, mientras que el del vello facial es cortísimo, entre 3 y 8 semanas. Por tanto, no es raro que haya hombres con la barba más canosa que su cabeza: el vello facial se renueva más rápido y cuando los pelos pigmentados son sustituidos por canas debido a la genética o a la edad, pueblan la cara a más velocidad que la cabeza, y ésta tarda más años en blanquearse porque va "a su ritmo". Aunque obviamente lo que tira es la genética. Además, el recuento folicular es menor en la barba que en el cuero cabelludo, por lo que un pelo blanco destaca más entre 10 oscuros que entre 100.

Esto me recuerda al anuncio electoral del PP para pedir el voto hipster, porque con la moda de llevar barbas tipo leñador, se ha disparado la demanda de tinte masculino específico para vello facial. O sea, que tener más canas en la barba que en la cabeza no es sólo cosa del actual presidente del gobierno, sino también de los hipsters. Mariano Rajoy no se tiñe la barba porque no tiene nada en contra de las canas, ni tampoco nada en contra de... ¿las ballenas?

Y ahora vamos con Soraya. Que no es la candidata, pero se come los marrones como si lo fuera. No sé si es cosa mía pero he notado que se ha oscurecido un pelín el cabello. Es curioso, ya que normalmente la tendencia en mujeres dedicadas a la política es la contraria: aclarárselo. De hecho, Susana Díaz (PSOE) hace como diez años llevaba el pelo negro y rizado. Soraya era la única mujer "midiéndose las barbas" con los otros tres candidatos; por eso quizá la elección del tinte un poco más oscuro sea para darle una imagen más determinante, más firme y por qué no, más carismática.

Soraya Sáenz de Santamaría en el debate, dando la cara.
Soraya algo más rubia, bailando en El Hormiguero (noviembre). 

Albert Rivera: del líder de Ciudadanos ya se ha publicado todo sobre su pelo. De hecho, uno de los artículos más virales del diario El Confidencial es: Las pastillas capilares de Albert Rivera. En el reportaje, publican una comparativa de su imagen actual con fotos de 2014 en las que sus entradas eran más pronunciadas, el pelo más fino y con una textura más lisa (aunque también es cierto que lo llevaba más corto). Según explican en El Confidencial, los expertos en imagen y comunicación política aseguran que el pelo es uno de los elementos más importantes para ganar votos.


Albert Rivera en una imagen de 2014
Rivera en el debate. Algo nervioso pero no daba puntadas sin hilo.

Y en esta foto se percibe mejor "el cambio".
 Estoy de acuerdo con eso sólo en parte, no creo que hoy en día una melena frondosa siga siendo un símbolo de poder rollo Sansón. No hay más que ver a Putin cabalgando sin camisa. O el look rapado de Yanis Varufakis, uno de los políticos mejor valorados (en según qué momentos) por sus compatriotas griegos y por no compatriotas también. Obviamente al otro lado del cuadrilátero (y esto lo digo literal, porque el tío ha boxeado) tenemos al primer ministro canadiense, Justin Trudeau, con un pelazo que me pone mucho, mucho, mucho.  Así que hay políticos "potentes" para todos los gustos capilares. Incluso podría mencionar el despropósito de cortinilla de Donald Trump o el injerto fallido de Berlusconi, pero mejor no. ARGHH.

Yanis Varufucker.
 Putin ecuestre. El putin amo.
No es un actor de Hollywood ni un modelo. Este chulazo es el PM de Canadá.
En el caso de Rivera, y según publica El Confidencial, el departamento de prensa de su propio partido desmintió que se hubiera sometido a un injerto, y que simplemente toma pastillas para fortalecer el pelo. Desde luego no sé si ese tratamiento que sigue a rajatabla es a base de vitaminas, de minoxidil o de finasteride, pero ha surtido efecto y está mucho mejor.

Pablo Iglesias. Ni qué decir que no sepamos, porque es obvio que lleva el cabello largo y siempre se lo sujeta en una abundante coleta. Seguramente es la envidia de muchos políticos en lo que a pelos se refiere. Desde la revolución de la chaqueta de pana con coderas de Felipe en los albores de los 80, ningún otro candidato a las generales había sido tan "díscolo" respecto a su imagen en lo que llevamos de democracia. Según el asesor y consultor político Antonio Gutiérrez Rubí, en una entrevista concedida al diario El Mundo, Iglesias ha hecho de la coleta su mejor herramienta de comunicación corporativa, y que un político no renuncie a su pelo largo transmite determinación. Es más, esa coleta se ha convertido en todo un icono. Yo, desde que le vi desmelenado al salir de la ducha en el programa de Ana Rosa, tengo mucha envidia de su pelo y no precisamente sana.

Pablo Iglesias en el debate de anoche. Evitó fruncir el ceño como un jabato.
Pablo Iglesias Superstar en el programa de Ana Rosa.
Pedro Sánchez: es el político más equilibrado en lo que a pelos se refiere. No tiene casi canas. Va bien relación calidad-cantidad de la masa capilar. Con entradas en su justa medida, viriles. Corte de pelo muy reciente, parece clásico, pero si os fijáis lleva los laterales más rebajados y un ligero pompadour que le da volumen arriba (que ahora es tendencia).

Pedro Sánchez en el debate. Impecable y todo en su sitio, cual Kennedy.
Fuentes: El Debate Decisivo, A3Media Televisión.
http://www.vanitatis.elconfidencial.com/noticias/2015-03-13/las-pastillas-capilares-de-albert-rivera_726766/
http://www.elmundo.es/loc/2014/11/08/545d06c2ca474169668b4577.html
http://www.abc.es/20120320/sociedad/abci-verdad-sobre-canas-pelo-201203161617.html
http://www.elmundo.es/espana/2015/12/07/566547e746163f655a8b45c8.html


lunes, 7 de diciembre de 2015

Inhibidores de JAK, también efectivos para tratar uñas deformes por areata y universal

Aunque sé que un amplio porcentaje de mis lectores (hombres en su mayoría, por cierto) padece alopecia de tipo androgenético (femenina y masculina), los que tenemos alopecia areata o universal no sólo vemos mermado nuestro recuento folicular por así decirlo, también podemos tener deformidades en las uñas. En mi caso, se trata del famoso nail pitting (hoyitos en las uñas, como los dedades), pero no es nada grave. Por mi trabajo he visto uñas tremendas. Inclusive hay mujeres que no pueden disimularlo ni pintándoselas.

Los problemas ungueales más habituales en pacientes con alopecia areata y variantes son el nail pitting, uñas estriadas, uñas quebradizas, manchas rojas, onycholysis o que la uña se desprenda de su base (esto me pasaba mucho en los pies cuando era pequeña), y las líneas de beau (también mi caso, aunque leves). Estos problemas pueden afectar hasta al 66% de las personas que padecemos alopecia areata.

Existe un fármaco, con nombre comercial Xeljanz (su principio activo es tofacitinib) que también es efectivo en el tratamiento de estas deformidades. Recientemente se ha publicado un artículo sobre este medicamento en JAMA Dermatology sobre el ensayo clínico en pacientes reales. Uno de los sujetos era un varón de 20 años que tomó el medicamento en dosis de 5mg cada 12 horas, como no experimentó mejoría en el pelo, lo subieron a 15mg diarios.

El segundo paciente era una mujer de 40 años también con 5mg/12horas y que además sufría episodios frecuentes de onycholysis.

Tercer paciente, 20 años, también tratado con 5mg cada 12 horas y con daños severos de nail pitting, uñas muy frágiles y quebradizas.

Los tres obtuvieron buenos resultados en las uñas (además de notar mejoría respecto a la incomodidad o el dolor que produce tener estas lesiones, por no hablar de la dentera...) tras 5-6 meses de tratamiento. El crecimiento del pelo se produjo en los sujetos 2 y 3 del experimento, pero no en el primer caso, a pesar de incrementar la dosis. Sin embargo, este primer paciente no experimentó más deformidades en sus uñas incluso 10 semanas después de dejar de tomar la medicación, mientras que los otros dos sujetos sí continuaron tomándolo.

El tocfacitnib fue bien tolerado, según este estudio. Este fármaco es un inhibidor de las enzimas de Janus (conocidas por sus siglas en inglés como JAK). Sin embargo, necesitan hacer estudios adicionales para confirmar su eficacia e investigar a fondo la seguridad del fármaco en humanos.

¡Hay que ser optimistas!

Fuente: http://www.healio.com/dermatology/hair-nails/news/online/%7B8d05934d-1301-4ba2-8a5c-ca655d3ef7a5%7D/xeljanz-effectively-treated-nail-dystrophy-in-patients-with-alopecia-universalis
 Fuente de la imagen: http://www.aapjokes.com/showcontent.php?id=279

viernes, 4 de diciembre de 2015

El post del viernes: usos alternativos para la beauty blender

Foto: agustocontuimagen.com
Bueno, en primer lugar no tengo la Beauty Blender original, sino una "copia" bastante premium de la marca Better que compré en una parafarmacia. Me costó algo menos de 10€. La BB de marca está rondando los 18-20 y la verdad es que dicen que es una pasada. Como no tenía idea de si me iba a ir bien (porque siempre he odiado los triángulos esos de látex que chupaban más maquillaje del que te extendían por la cara) y no sabía si la iba a utilizar a diario o una vez nada más, opté por la de imitación. Desde luego cuando se me estropée y necesite otra iré directamente a la original. En bazares tenéis la imitación lowcost por 1€, pero por lo que he leído en algunos blogs sobre maquillaje, se cuartean y se deshacen muy rápido.

¿Qué es este producto? Según mi novio es una nariz de payaso que utilizo para disfrazarme en el baño. Pero en realidad, se trata de una esponja de maquillaje con forma de lágrima o huevo puntiagudo. El material es muy suave, blando pero firme a la vez. Hay que humedecerla antes de usar para que "aumente" su tamaño, y sirve para extender la base de maquillaje por la cara pero también para otras muchas cosas que he descubierto. Así que aunque te gastes entre 10 y 20 euros, tienes bastantes accesorios en uno. No lleva látex así que es apta para pieles sensibles. Personalmente me gusta más cómo me extiende el maquillaje por la cara que con la brocha de base. Y no es que no tuviera una buena brocha precisamente. La mía es de pelo natural, de MAC (me costó sobre los 40€), será que no la sé utilizar pero me quedo con la beauty blender de lejos. Deja la base super difuminada, homogénea y perfectamente fundida, sin que se noten cortes. En lugar de echar maquillaje en la esponja, lo que hago es aplicarlo primero en la cara (un poco en la frente, otro poco en las mejillas y otro poco en la barbilla) para después extenderlo. Con la parte puntiaguda de la BB llego a las zonas menos accesibles como la ojera, las aletas de la nariz etc...
Importante: no es cosa de usar la esponja para extender ni restregar, como mejor queda la base de maquillaje es si lo distribuyes a pequeños toquecitos. El efecto es tipo aerógrafo.

He ido probando y aparte de dejar la base de maquillaje fenomenal, tiene otros usos que me gustan mucho: difuminar el corrector de ojeras. Me encanta y lo prefiero al pincelito. Con su parte puntiaguda, después de aplicar la base, embadurno un poco de corrector (es en crema) y voy difuminando poco a poco. Cuando usaba el pincel sintético específico siempre tenía que acabar con la yema del dedo para integrarlo con el resto del maquillaje (el corrector es un tono más claro porque a veces se me forman bolsas y lo necesito así). Ahora con la beauty me sobra.

Colorete: ya sea en polvo o en crema, el resultado es mucho más natural para mi gusto si uso la BB.  Y mira que tengo varias brochas para colorete (en sintéticas o naturales) y estuve tentada de comprarme una yachiyo (no son muy baratas que digamos), pero ahora uso exclusivamente esponja.

Iluminador: más de lo mismo. Tengo el Touch Eclat de YSL que está fenomenal, pero he de confesar que utilizo mucho más uno de Essence de 2.49 euros de la edición limitada sobre la última película de Crepúsculo jijiji, anda que no tendrá años. El Touch Eclat viene con su pincelito incorporado, pero el de Essence es en polvo compacto. Me gusta más cómo queda con la parte puntiaguda de la blender. Así que ya tenemos cuatro utilidades: extender base, corrector, colorete e iluminador.

La quinta aplicación más es que, como se usa en húmedo, puedes untarla en polvos compactos para aplicarlos en la cara como si fuera maquillaje en "crema". Y la textura de la esponja permite extenderlos de manera muy suave por la cara. Eso sí, si utilizáis maquillaje fluído, recomiendo que los polvos compactos os los déis en seco con brocha o borla como siempre. Este truco es para maquillarse sólo con los polvos en lugar de echar la base líquida.

Por último pero no menos importante, la uso para borrar gazapos. Si me mancho de rímel o me paso tres pueblos al pintarme la raya del ojo, uso su piquito o puntita para borrar como si fuera una goma. Antes hacía el truco del gupillón (el peine redondo de las pestañas) que también borra muy bien ese tipo de manchas, pero es mucho más desagradable cepillarse la cara, sobre todo las zonas aledañas a los párpados que son mucho más finas y sensibles.

Ahora en vez de meter en el neceser de viaje la brocha para la base, el pincel sintético para el corrector, la brocha del colorete y la brocha viselada para el iluminador, sólo necesito esta esponja: 4 en 1.  Aunque está diseñada para trabajar en húmedo, también funciona muy bien en seco. A veces la he llevado en el bolso cuando salgo de fiesta por si tengo que retocarme y funciona igual de bien sin mojarla (aunque si voy piripi el maquillaje me da igual, ya sabéis eso de salir de casa como la princesa Letizia y volver como Amy Winehouse). 

Sólo una pega: hay que lavarla a diario, mientras que las brochas no. Yo lo hago siempre por la noche (lo reconozco, no todos los días, a veces se me olvida). A la mañana siguiente ya está seca. La original incluye una peana para colgarla. Yo la dejo en un portavelas ;-)

Actualización:
En este vídeo hay más trucos y explica de manera sencilla cómo es mejor usarla. Lo de rodarla por la cara no lo había hecho nunca así que hoy lo pruebo.
https://www.youtube.com/watch?v=EjeLxH3eIVY


Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin