lunes, 1 de septiembre de 2014

Resistencia a la insulina y psoriasis, ¿hay relación?

Como curiosidad que compartí hace unos días, y no sé si con suficiente base científica, suelen darme brotes de psoriasis (leves pero incordian) poco antes de cada regla. Por lo tanto, investigué sobre si tuviera alguna relación (psoriasis en la mujer y ciclo menstrual) y si bien se han hecho algunos estudios, no son al 100% concluyentes pero sí que se presupone.

Por tanto, he seguido tirando del hilo, y según un estudio cofinanciado entre el Hospital de Brigham y la Universidad de Harvard, existe una presunta relación entre psoriasis, diabetes (recordemos que la resistencia a la insulina puede degenerar en diabetes de tipo 2), e incluso con padecer hipertensión.

Copio y pego directamente de su comunicado de prensa:

De acuerdo con los resultados de un estudio llevado a cabo por investigadores del Brigham and Women’s Hospital y de la Facultad de Medicina de Harvard en Boston (Estados Unidos) y publicado en la revista Archives of Dermatology (2009;145:379-382), las mujeres con psoriasis podrían tener un mayor riesgo de desarrollar diabetes e hipertensión.
La psoriasis, enfermedad inflamatoria crónica de la piel, afecta a entre el 1% y el 3% de la población. Estudios recientes indican que la psoriasis está asociada con un mayor riesgo de otras enfermedades y mortalidad. Según los autores, la inflamación sistémica en la psoriasis y un aumento de la prevalencia de factores perjudiciales del estilo de vida se han asociado con la obesidad, la resistencia a la insulina y un perfil de riesgo cardiovascular desfavorable.

Los científicos, dirigidos por el Dr. Abrar A. Qureshi, estudiaron a 78.061 mujeres que participaban en el Estudio II de Salud de las Enfermeras, un grupo de mujeres que en 1991 tenían entre 27 y 44 años de edad. Las participantes, todas sin diabetes e hipertensión al inicio del estudio, respondieron a una encuesta que incluía una pregunta sobre los antecedentes de psoriasis en 2005 y fueron evaluadas sobre el desarrollo de diabetes o hipertensión durante los 14 años de seguimiento.

De las mujeres, el 2,3% reconoció haber sido diagnosticada de psoriasis. Y, en total, un 2% de las participantes desarrolló diabetes y un 20% hipertensión arterial. Las mujeres con psoriasis fueron un 63% más propensas a desarrollar diabetes y un 17% a padecer hipertensión que aquellas sin la enfermedad de la piel, relación que se mantuvo una vez se ajustaron factores como la edad, el índice de masa corporal y el tabaquismo.

Según señalan los autores, la inflamación podría ser una explicación biológica posible para la asociación entre psoriasis e hipertensión así como entre psoriasis y diabetes. No en vano, la inflamación es un factor de riesgo de la presión arterial elevada y podría también contribuir a la resistencia a la insulina, una fase anterior a la diabetes en la que el organismo no responde a esta hormona reguladora de la glucosa. Por otro lado, la terapia de esteroides sistémica u otros tratamientos para la psoriasis podrían promover el desarrollo de la diabetes o la hipertensión.


En negrita señalo algo clave de la investigación, y es que, la terapia para controlar la psoriasis también podría provocar diabetes o hipertensión como efectos secundarios del tratamiento.

Ahora bien, supongo que tratándose de un estudio promovido por la Universidad de Harvard, este sesgo se ha controlado como para obtener datos concluyentes,  ¡de lo contrario podríamos decir que la alopecia provoca arritmias y taquicardias, ya que son colaterales del minoxidil!

Pero, como conclusión de este estudio, destaco dos ideas muy importantes:


- Los investigadores aseguran la importancia de considerar la psoriasis como un trastorno sistémico en lugar de simplemente una enfermedad exclusivamente cutánea.
- Insisten en la importancia de seguir investigando para descubrir si la terapia dirigida a la psoriasis podría reducir el riesgo de padecer hipertensión o diabetes (esto contradice precisamente el sesgo de que se tratara de un efecto secundario del propio tratamiento para las lesiones). 

El estudio se publicó en 2009, pero existe otro posterior de 2011 en el que a partir de un estudio sobre 23 sujetos, trataron de relacionar el factor de necrosis tumoral TNF α con la resitencia a la insulina, pero en este caso el resultado fue negativo. "Factor de necrosis tumoral alfa" suena algo muy grave, pero se trata de una proteína (citoquina) asociada a las lesiones de la psoriasis en la piel.

Aquí tenemos los datos:

El componente más visible de la psoriasis es la enfermedad cutánea. Sin embargo, evidencia reciente sugiere que la psoriasis es realmente un desorden sistémico asociado a múltiples comorbilidades, como el síndrome de resistencia a la insulina y la enfermedad cardiovascular. El factor de necrosis tumoral alfa (TNF-α), una citoquina asociada a la psoriasis, induce insulinorresistencia por diversos mecanismos, por lo que probablemente sea una de las citoquinas responsables del desarrollo de estas comorbilidades. El objetivo de este estudio es correlacionar la severidad clínica, las concentraciones séricas del TNF-α, y el grado de insulinorresistencia en pacientes con psoriasis atendidos en la consulta externa de dermatología del Complejo Hospitalario Dr. Arnulfo Arias Madrid (CHDr.AAM - Panamá), durante diciembre de 2010.


Materiales y métodos: Estudio analítico, correlacional, aleatorizado, abierto, con 23 pacientes con psoriasis y 8 sin psoriasis. Se determinó peso, talla, índice de masa corporal, índice de severidad y área de la psoriasis, glucemia, insulinemia, y concentraciones del TNF-α. El análisis estadístico se realizó con EpiInfo y EpiDat.

Resultados: 56.52% de los pacientes con psoriasis era del sexo femenino, 52.17% sufría obesidad, 65.22% tenía psoriasis leve, 17.39% presentaba insulinorresistencia, y todos tenían concentraciones séricas del TNF-α < 31.25 pg/ml.

Conclusiones: No existe correlación entre la severidad clínica de la psoriasis y el grado de insulinorresistencia, ni con la glucemia y la insulinemia de los pacientes con psoriasis estudiados. No existe correlación entre el diagnóstico de psoriasis y la presencia de resistencia a la insulina, ni con la elevación de las concentraciones del TNF-α por encima de 31.25 pg/ml.


---

Por tanto, he leído el resumen (quizá demasiado somero) de los dos estudios científicos, que siguen protocolos rigurosos y universales. El estudio del año 2009, cofinanciado Universidad de Harvard-Hospital de Brigham, estudió a 78.061 pacientes de los cuáles 1.795 mujeres estaban diagnosticadas de psoriasis, y de esa muestra, un 63%, es decir, 1.131 mujeres, eran más propensas a desarrollar tanto diabetes como hipertensión. De hecho, en cifras, 36 mujeres participantes (sí diagnosticadas de psoriasis) desarrollaron diabetes en los años sucesivos (no lo tenían cuando empezaron el estudio), y  358 desarrollaron hipertensión. A todas las participantes del estudio se les hará seguimiento durante 14 años. Por tanto, si el ensayo se inició en 2005 y la publicación data de 2009, estas 395 mujeres con psoriasis desarrollaron o bien diabetes o bien hipertensión durante los cuatro años subsiguientes. Han pasado nueve años desde el inicio del estudio, por lo que seguramente habrá más enfermas ahora.

Por otro lado, el estudio de 2010 publicado en 2011 impulsado por el Hospital Arnulfo Arias Madrid de Panamá sobre 23 pacientes afectados por psoriasis y 8 sin psoriasis (una muestra total de 31 individuos) concluye que no existe ninguna correlación entre psoriasis e  insulinorresistencia.

Honestamente no soy médico, no soy científico, no tengo ninguna formación sanitaria homologada, pero creo que un estudio sobre una muestra de 31 pacientes es una nimiedad en relación a los afectados de psoriasis en Panamá (seguramente unas 18.000 personas en 2010 sólo en la capital, pues se presupone que afecta al 2% de la población mundial). De hecho, la  muestra de 23 pacientes representaría al 0.12% del total de afectados por esta dolencia, mientras que la investigación de Harvard-Brigham, en proporción a su área metropolitana, estaría representando casi a un 15% de mujeres residentes en Boston y aquejadas de psoriasis.

Personalmente creo que las conclusiones del ensayo de Harvard-Brigham podrían tener más base, y seguramente sí que exista una correlación entre psoriasis e insulinorresistencia :)

Fuentes:

Archives of Dermatology (2009;145:379-382)
 http://www.imbiomed.com.mx/1/1/articulos.php?method=showDetail&id_articulo=76375&id_seccion=3501&id_ejemplar=7595&id_revista=209
http://www.estudiabetes.org
www.desmotivaciones.es

No hay comentarios:

Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin