lunes, 9 de junio de 2014

Pelucas, prótesis capilares y coches descapotables, ¿a qué velocidad se vuelan?

Top Gear me encanta. Hace años, sólo oir hablar de coches me parecía tedioso y no despertaba en mí ni el más mínimo interés. Hasta que conocí a mi actual pareja, un forofo del motor, y me pidió que viéramos juntos el programa. Jeremy Clarkson es el puto amo. De hecho, después de ver varias temporadas ahora hasta disfruto de la conducción. Es más, a veces me pongo el programa por mi cuenta.

Uno de los experimentos está dedicado a la "crisis de los 40" y a conducir un descapotable. Con el humor británico (más bien pitorreo) que les caracteriza, estuvieron haciendo pruebas en circuito.  Aviso: a much@s de vosotr@s el vídeo puede resultar ofensivo, pero tened en cuenta que la mayoría de las prótesis están simplemente apoyadas en la cabeza del actor, sin adhesivos.



Anotacines importantes que dicen en el vídeo:

- La peluca (la típica peluca oncológica sintética) se mantiene hasta una no desdeñable velocidad de 170 Km/h. Se trata de una peluca ajustable (elástica en la nuca) sin clips ni adhesivos.

- Los peluquines simplemente apoyados sobre la cabeza, sin pegar, se vuelan a 100-110km/h.

- La prótesis que sí se probó con tapes (pero a saber qué tipo de adhesivo y si lo fijaron en todo su perímetro o sólo en el frontal)  se mantuvo sujeta sin problema hasta 136 km/h. Not bad.

- El criterio que sigue Clarkson no es probar varios métodos de sujeción (adhesivos, antideslizante, elásticos...), sino comparar el equilibrio sobre la cabeza respecto a la velocidad, el tipo de cabello (natural o sintético) y el precio que cuesta cada una. Cualquier profano en la materia puede pensar que las más caras se sujetan mejor y son más aerodinámicas, pero nada de eso. Lo importante es el adhesivo.

- Jeremy Clarkson concluye el experimento diciendo: "Si quieres ir muy rápido en un descapotable, hazte con la pieza más barata y que esté hecha totalmente de nylon" (no sé si se refiere al tipo de fibra o a que la base sea anudada a mano en monofilamento, pero me decanto más bien por lo primero). Esta afirmación es totalmente falsa, pero hay que tomarlo con sentido del humor.

El razonamiento más interesante viene después, minuto 2:54. Richard Hammond explica de forma somera por qué las piezas se vuelan hacia delante, contra el parabrisas, y no salen despedidas hacia atrás (como yo pensaba en mi igorancia). Esto se debe a un principio de la aerodinámica que voy a tratar de explicar sin tener mucha idea de fluídos (he consultado con un estudiante de Física):

El aire choca contra el parabrisas de manera frontal, asciende pero el coche no dispone de techo así que en el habitáculo parte de la corriente genera turbulencias que circulan en sentido contrario, y por tanto la prótesis o peluca saldrá despedida desde atrás hacia delante. Os he hecho un dibujo:

Por si no os habéis dado cuenta, se trata de un Mercedes SLK  (obvio).

En realidad esto es una buena noticia porque impactaría contra la luna del parabrisas y caería sobre el salpicadero en lugar de salir volando y acabar, con suerte, en la cuneta. Esto contando con que vayas conduciendo un descapotable a más de 100 km/h y justo ese día te hayas olvidado de ponerle adhesivos a la prote como el que se olvida de apagar la luz al salir del baño, claro.

La solución que propone Top Gear para los usuarios de prótesis y pelucas que conducen un descapotable es la siguiente: un paravientos trasero (wind deflector).

Es decir, una mampara fabricada en un material que, con perdón de los expertos en mecánica, a mí me parece una especie de membrana flexible y que se coloca tras los reposacabezas de conductor y copiloto. No es que sea muy bonito pero sí es muy práctico.




Al final del vídeo repiten el experimento con el wind deflector instalado, y nada, todo queda en su sitio inclusive a velocidades que superan los 220 km/h. "Mantienen la dignidad", como se oye comentar al inefable Jeremy Clarkson de fondo. Este invento funcionaría tal que así:




Tampoco os compliquéis la vida. He llevado un descapotable con la prótesis pegada sólo en el frontal (el resto con clips), y de verdad que no pasa nada sin mampara, bueno, sí, te despeinas.

Bonnus track: la melenita del piloto de Fórmula 1  James Hunt:



No hay comentarios:

Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin