jueves, 7 de marzo de 2013

Disolvente para limpiar prótesis capilar apto viajes en avión (truco!!)

Aviso a navegantes: ¡Ojo! ¡Autobombo!

Hace un año y pico, cuando trabajaba en una multinacional de cuyo nombre no quiero acordarme, mi muy mejor amiga de la oficina me dijo: "Nos vamos diez días de mochileras a recorrer Suecia en agosto. Vente con nosotras". Lo primero que pensé, para qué nos vamos a engañar, fue: "Mmmmh, Eric Northman, Eric Northman everywhere..." ------------------>>>

Hasta que me di de cabeza, y nunca mejor dicho, con la cruda realidad...

¿Cómo vas a estar diez días de mochilera por Suecia, guapa? Al menos un mantenimiento del parcial iba a tocar hacer. Porque a la mayoría de los mortales el pegamento  Ultra Hold les dura hasta 2 y 3 semanas. A mí, con 6 días de fijación, ya me doy con un canto en los dientes...

Total, que al final no pude cogerme las vacaciones en agosto ni ir a Suecia, pero ideé un truco del almendruco para viajar con disolvente, no tener que facturar equipaje, y hacer el mantenimiento de la manera más rápida y eficiente posible, sea en un hotel, en un camping o en un albergue de estudiantes. Es que tener un novio más tacaño que el niño de Chocapic te enseña mucho a ahorrar, y sobre todo a optimizar recursos, como él dice.

1. Toallitas de bebé. Dobla una toallita en cuatro y corta los cuadraditos con unas tijeras que estén bien afiladas. De escritorio no valen. Recuerda comprar toallitas que sean buenas. Las low cost desprenden micro fibras que se enganchan en el lace y le restan adherencia.

2. Empapa cada cuadradito en disolvente C-22, o en el que uses. Empápalas muy bien. 

3. Mete todos los cuadraditos en una pequeña bolsita de plástico con cierre de zip (esas pequeñas bolsitas que me han dicho se utilizan para guardar marihuana). De esta manera, no se evaporará el disolvente, y podrás llevarla discretamente en un bolsillo del pantalón o en el equipaje de mano. Si el viaje es de una semana, con que prepares 3 toallitas, o sea, 12 cuadraditos, es más que suficiente.

Cuando necesites hacer el mantenimiento, presiona una toallita en el frontal, y espera un par de minutos hasta que puedas despegar la pieza sin que oponga resistencia. Primero levanta de una esquina y ayudándote con la toallita sigue limpiando el área a medida que vayas retirando el sistema. Además, puedes usar esas mismas toallitas para retirar los restos que hayan quedado pegados en tu cuero cabelludo o en el pelo biológico si eres de las mías (Rappel style, no me afeito todo el frontal).

Para limpiar el sistema, es igual de cómodo. Eso sí, frota con cuidado para no deteriorar los nudos. Si es de poliuretano, es mucho más sencillo de limpiar sin que queden residuos de pegamento atrapados entre las fibras de la malla suiza o del silktop.

En lugar de pegamento, llévate tiras de doble cara precortadas, al menos tres o cuatro, por si acaso. Pero nunca las metas en la misma bolsa de las toallitas con disolvente...  Puedes buscarles una ubicación más discreta, como de marcapáginas en un libro por ejemplo!

Y así, queridas amigas y amigos protésicos, salimos del apuro en un aeropuerto. Cumplimos con la norma de no subir líquidos en el avión, y no nos estresamos en absoluto. Además, el mantenimiento, aunque no sea perfecto, nos hará salir del paso. ¡Y este ha sido el briconsejo de la semana! ¡A disfrutarlo!

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Jajaja, me parto con tus post y tu irónico humor.. Si, es una idea estupenda, me recuerda a las toallitas quitaesmaltes que tan de moda están ahora, viene siendo un sistema similar.
LUNABLANC12

Blog de Alopecia Femenina dijo...

Sí, exacto.. La diferencia es que no lleva acetona para no desintegrar la malla del sistema jaja.

Compártelo:

|

También te interesaría leer...

Blog Widget by LinkWithin